El Louis Roederer Brut Premier se elabora cada año en torno a la misma búsqueda de equilibrio, el punto exacto entre frescura y exhuberancia, fino y sabroso a la vez, juvenil y maduro, con una textura particular que lo sitúa entre vino de aperitivo y de gastronomía.

Origen 

Las sacudidas de los albores del siglo XX, y sobre todo la Primera Guerra Mundial, que destruyó más de la mitad de las bodegas de Louis Roederer, llevaron a Léon Olry Roederer a reconstruir su viñedo. Decidió comprar uvas para garantizar la continuidad de la Maison durante ese periodo de crisis y, aprovechando la ocasión, creó un vino de mezcla sin  añada, que expresa un sabor constante cualquiera que sea el año de vendimia, se trata del Louis Roederer Brut Premier.

Estilo
Fino y elegante, ofrece, gracias a los vinos de reserva, una vinosidad, una redondez y unos sabores que hacen que resulte vibrante, fresco y generoso.

Elaboración
40 % de Pinot Noir - 40 % de Chardonnay - 20 % de Meunier - 5 % de vinos envejecidos en madera (toneles de roble) con un bazuqueo semanal - 10 % de vinos de reserva criados en madera -
Fermentación maloláctica parcial. El Brut Premier se elabora con una mezcla de las tres clases de cepas propias de Champagne procedentes de más de 40 pagos. Es un ensamblaje de seis años de vendimia, parte del cual procede de la colección de vinos de reserva de Louis Roederer criados en toneles de roble durante varios años. Cuenta con una media de tres años de maduración en cavas y un reposo de seis meses tras el degüelle para perfeccionar su madurez. El dosaje se adapta a cada añada, estando entre 10 y 11 g/l.
x

BODEGA